domingo, 27 de diciembre de 2009

 Tesoro del Sur

En junio de 2007 se estrenó una interesante serie sobre la fauna y flora de Andalucía. Esta serie de 4 capítulos se llama Tesoro del Sur. Ha sido dirigida por el gran documentalista Luis Miguel Domínguez. Se emplearon 18 meses de trabajo para realizar la serie.


En Tesoro del Sur nos relata como es la vida en el monte mediterráneo, dedicando un episodio a cada estación del año. Los títulos de los episodios son:
  1. Monte inteligente (primavera)
  2. Vida al límite (verano)
  3. Otoñá (Otoño)
  4. Rumores y escarcha (invierno)
Si pincháis sobre los nombres de los episodios, os enlazarán con la página web de RTVE donde los podéis ver completos.
En palabras de Luis Miguel Domínguez, esta serie muestra "la riqueza de los parajes naturales andaluces y que la intervención del hombre no siempre es negativa para la naturaleza".
Me ha parecido una serie muy interesante que enfoca tanto el medio natural como los usos tradicionales de la región. No os la podéis perder.

jueves, 24 de diciembre de 2009

Elección de prismáticos para observar aves



Hace tiempo que me aficioné a la ornitología. Por eso, en esta ocasión escribo sobre prismáticos para observar aves.
Cuando hace algún tiempo quise buscar unos prismáticos para la observación de naturaleza, andaba algo perdido. Existen en el mercado multitud de marcas y modelos además de una franja de precios muy amplia.

Intenté buscar información por aquí y por allá, pregunté a personas aficionadas a la ornitología y al final fui aprendiendo nociones sobre estos aparatos ópticos. Así que intentaré resumir esas nociones y aconsejar sobre cómo elegir unos prismáticos para la observación de aves.

Tipo de prisma
Para comenzar nos cercioraremos del tipo de material de los prismas que llevan los prismáticos que queremos comprar. Elegiremos siempre los que tengan prismas minerales (de vidrio) y nunca orgánicos, que dan muy mala calidad de imagen. Dentro de los prismas de origen mineral encontramos dos tipos:
  • Bk-7:  Son más baratos pero menos eficientes transmitiendo la luz.
  • Bak-4: Prismas de bario de alta refracción que proporcionan más luminosidad. Aseguraos que los prismas estén fabricados con este tipo de vidrio.
Según el sistema interno de prismas que tengan, podemos encontrar dos tipos de prismáticos:
  • Con prisma de porro
  • Con prisma de techo (roof)
Los prismáticos de porro usan una óptica no lineal. Fueron inventados por el ingeniero italiano Ignazio Porro. Usan lentes de vidrio de base triangular isósceles que se montan normalmente por pares. Estos prismáticos son más voluminosos que los que usan prisma de techo y se emplean más en observación astronómica.
Los prismáticos de techo (roof) son rectos, más pequeños y más ligeros. El peso es un factor importante a tener en cuenta para actividades en la naturaleza donde en ocasiones tenemos mucha distancia que andar. Estos últimos son el tipo de prismáticos que nos interesa para observación de aves.



Aumentos y diámetro de los objetivos
Sobre los prismáticos veremos impresos dos números de la siguiente forma: pueden ser 7x40, 8x40, 8x42, 10x50 entre otros. ¿Que significan?
 El primer número indica los aumentos que tienen los prismáticos. El tener unos prismáticos de 7 aumentos significa que veremos los objetos como si estuviéramos 7 veces más cerca. Por ejemplo, si vemos un águila calzada posada en un árbol a 140 metros de nosotros, con unos prismáticos de 7 aumentos la veríamos como si estuviera sólo a 20 metros.
Los ideal para la observación de aves es  tener 7 u 8 aumentos. Más aumentos implica perder ángulo de visión, mayor dificultad para localizar fauna en movimiento y mayor vibración al observar objetos alejados de nosotros.
Existen también prismáticos tipo zoom, con aumentos variables, pero su calidad es mediocre y no se recomiendan para observación de naturaleza.
El segundo número indica el diámetro en milímetros de los objetivos de los prismáticos. A mayor diámetro de los objetivos, más luz podrá captar, pero los prismáticos serán más pesados. Lo recomendable para la observación de aves es tener un diámetro de objetivo de entre 40 y 50 mm. Esto nos lleva a otro concepto, la luminosidad.


Ejemplo de numeración en prismáticos de 8 aumentos y 42 mm de diámetro de los objetivos

Pupila de salida o luminosidad
La pupila de salida es igual es igual al diámetro de la imagen que se forma en los oculares de nuestros prismáticos. A mayor pupila de salida, más luz llegará a nuestros ojos, lo cual es muy útil en condiciones de poca luz ambiental como antes del amanecer, al atardecer, un día nuboso o caminando por un bosque cerrado.
La luminosidad se calcula dividiendo el diámetro del objetivo (en milímetros) entre los aumentos. Por ejemplo, unos prismáticos 8x42 tendrán una luminosidad de 42/8= 5,2. Este valor se considera una luminosidad buena.La escala de valores de luminosidad de unos prismáticos es la siguiente:
  • Baja: Menor de 3,5
  • Normal: 3,5 a 4
  • Buena:4 a 5
  • Muy buena: Superior a 6
La pupila de una persona adulta no es capaz de dilatarse mucho más de 5 mm. La pupila de los niños en cambio, puede dilatarse hasta 7 u 8 mm. Con la edad, los músculos implicados en su dilatación pierden flexibilidad. Por eso no es necesario buscar prismáticos con pupila de salida superior a 6 mm, ya que nuestro ojo (el de una persona adulta) no aprovecha toda la luz que captan esos prismáticos.

Ángulo de visión o campo de visión
Este término se refiere al campo de visión que abarcan los prismáticos. Se mide en grados sexagesimales o en metros abarcados a una distancia de 1000 metros. Para ornitología u observación de naturaleza en general es recomendable que el campo de visión sea de más de 100 metros. Cuanto más aumentos tengan los prismáticos, menos ángulo de visión tendremos. Mis prismáticos Steiner 8x42, por ejemplo, tienen un campo de visión de 114 m a 1000 metros de distancia.

Ejemplo de esquema sobre el campo de visión de unos prismáticos (el campo de visión varía según los aumentos y el modelo de prismáticos)

Tratamiento de las lentes
Las lentes de los prismáticos están tratadas para reducir los reflejos del vidrio de la propia lente y permitir que llegue el máximo de luz al ojo del observador. Los prismáticos pueden tener los siguientes tipos de tratamiento:
  • Coated
  • Fully coated
  • Multicoated
  • Fully multicoated: es el tratamiento mas completo de la lista.
Los dos primeros son tratamientos de lentes simples. Lo recomendable es que las lentes de nuestros prismáticos estén multitratadas ("multi-coated" o "fully multicoated").
En prismáticos de gama alta se usa para fabricar las lentes, o bien vidrio de baja dispersión, o bien vidrio de fluorita, que tienen una dispersión muy baja de la luz y reducen mucho las aberraciones cromáticas que los vidrios ópticos convencionales no pueden eliminar. Estos dos tipos de lentes encarecen el precio de los prismáticos.
Muchos prismáticos de gama media y todos los de gama alta también son herméticos (water proof), los que permite poder usarlos en condiciones de lluvia sin riesgo a estropear los mecanismos de enfoque o a que se acumule polvo y humedad en su interior. Esto puede llegar a ser fatal, ya que puede crecer moho en la cara interna de las lentes.
Los prismáticos de gama alta también vienen rellenos de nitrógeno. Esto evita que se empañe el interior de las lentes con bajas temperaturas.

Válvulas de llenado en prismáticos rellenos de nitrógeno


Distancia mínima de enfoque
Es la distancia mínima a la que unos prismáticos pueden enfocar un objeto. Por ejemplo, si nuestros prismáticos tienen una distancia de enfoque mínima de 7 metros, podrán enfocar objetos que se encuentren a 7 metros o mayor distancia, pero nunca mas cerca. Nos interesa que la distancia mínima  sea lo mas baja posible para poder observar aves confiadas que se puedan acercar mucho a nosotros.
Los prismáticos con una distancia mínima de enfoque baja también son muy útiles en entomología.




Ahora quisiera comentar algo sobre los prismáticos sin rueda de enfoque. Los prismáticos sin enfoque gozaron de cierta popularidad hacia los años 70 del siglo pasado, comercializados bajo la marca Jason, que en los 90 fue comprada por Bushnell, la cual los sustituiría poco después por su serie PermaFocus. Estos prismáticos vienen preajustados de fábrica para obtener una imagen "perfectamente" enfocada desde una distancia mínima (unos 16 metros en el caso de los UpClose NF 10x50) hasta el infinito, con una gran profundidad de campo, aprovechando la habilidad natural de los ojos para enfocar. Por tanto, no tienen sistema de autoenfoque alguno, sino que es nuestra propia vista la que efoca la imagen, y de su capacidad dependerá la distancia mínima real a la que podamos observar una imagen nítida.

En principio, la gran desventaja de este tipo de prismáticos es la incapacidad de enfocar a distancias próximas, por su configuración de óptica fija. Por lo demás, todo parecen ventajas respecto a los prismáticos con mecanismo de enfoque: por un lado, mayor facilidad de manejo, ya que no hay que realizar ajustes de enfoque, y por otro lado, mayor resistencia a los desajustes ópticos y mayor facilidad para evitar la entrada de polvo y humedad, gracias a la ausencia de partes móviles en su construcción óptica. Estos modelos se pensaron para deportes náuticos.
En la práctica, el hecho es que los prismáticos de alta calidad disponen de enfoque variable. La observación de fauna a corta distancia (aves confiadas, pequeños reptiles, insectos,etc) será imposible con prismáticos sin enfoque.



Ergonomía
Cuando usemos los prismáticos por periodos prolongados de tiempo es fundamental la comodidad de la visión, en inglés conocida como eye relief. Se define como la distancia  a la que el ojo se puede situar del ocular para igualar el diámetro de pupila de salida del ocular al diámetro de la pupila del observador. Cuanto mayor sea esta distancia mejor, lo que permitirá la observación con las gafas puestas, si las necesitamos.


También es importante la facilidad de agarre. Si el cuerpo de los prismáticos está recubierto de goma, además de mejorar el agarre, los protegerá de posibles golpes.
La articulación de los prismáticos debe  permitir abrirlos y cerrarlos con suavidad sin que haya holgura.
Cuando probéis los prismáticos, comprobad que es fácil acceder al anillo de enfoque y  que este gira con suavidad en todo su recorrido.
Las gomas que rodean a los oculares han de ser retraibles para permitir la visión a usuarios con gafas.
La correa para el cuello ha de ser ancha y almohadillada para evitar molestias si se llevan colgados los prismáticos muchas horas. Las correas con neopreno son las más cómodas.
Los prismáticos tienen un sistema corrector de dioptrías situado en uno de los oculares. Sirve para corregir la posible diferencia de visión entre ambos ojos y mejorar la nitidez. El método consiste en enfocar un objeto sólo con el ocular donde no está el corrector de dioptrías (probad sobre un letrero con texto o  una revista) moviendo el anillo de enfoque. Después enfocaremos ese mismo objeto mirando sólo por el ocular del corrector de dioptrías y moviendo el anillo de ajuste de dioptrías hasta que la imagen sea totalmente nítida. Si un modelo no tiene sistema corrector de dioptrías, lo descartaremos como compra.

Sistema corrector de dioptrías. En este modelo se encuentra en el ocular derecho. Otros modelos lo tienen en el ocular contrario

Las tapas de los oculares y objetivos son piezas de goma que protegen las lentes del agua y el polvo mientras no los usamos. Las tapas de los oculares van normalmente colgadas a la correa de los prismáticos y vienen muy bien en caso de niebla o lluvia para que no se empañen las lentes. Muchos prismáticos incluyen este tipo de tapas. Buscaremos sólo modelos que sí las tengan.



Un resumen de todo
  • Cuando decidáis comprar unos prismáticos consultad en tiendas de óptica especializadas.
  • El factor precio es algo que debemos tener en cuenta la mayoría de los mortales. El rango de precios que existe es muy amplio. Buscad entre distintas marcas para ver cual se ajusta mejor a vuestro presupuesto: Leica, Swarovski, Zeiss, Kowa, Nikon, Canon, Minox, Steiner, Bushnell, Olympus, Tasco, Vixen, Zeus y Vanguard, entre otras.
  • Elegiremos siempre prismas de vidrio (preferentemente bak-4) y nunca orgánicos (dan muy mala calidad).
  • Es recomendable que los prismas sean de techo (roof) lo que nos dará más ligereza.
  • Buscaremos que tengan entre 7 y 8 aumentos y un diámetro de objetivos de entre 40 y 50 mm. Esto nos asegurará una buena luminosidad. En el intervalo de aumentos mencionado también nos aseguramos un ángulo de visión suficiente que facilita seguir aves en vuelo.
  • Los prismáticos deberán tener lentes multitratadas. Si nuestro presupuesto nos lo permitiera, elegiremos entre lentes de baja dispersión o lentes de fluorita.
  • Es preferible que los prismáticos sean estancos para evitar que entre polvo o humedad. Si usamos los prismáticos en climas fríos, buscaremos  modelos que además estén rellenos de nitrógeno.
  • La distancia mínima de enfoque debe ser lo más baja posible para poder observar aves que se acerquen mucho. Existen ya muchos modelos capaces de enfocar objetos a tan solo 2 metros de distancia. No son recomendables los modelos sin enfoque en ornitología.
  • Si usamos gafas, hay que elegir unos prismáticos con suficiente comodidad de visión (eye relief). Las gomas de protección de los oculares deberán ser retraibles o poder plegarse.
  • La correa para el cuello ha de ser ancha. Las de neopreno son las más cómodas.
  • Conviene que el cuerpo de los prismáticos esté recubierto de goma y debe traer tapas fáciles de poner y quitar para para oculares y objetivos.

miércoles, 2 de diciembre de 2009

Ruta del Refugio del Juanar al Pichacho de los Castillejos

Esta es una ruta circular en la que caminaremos por Sierra Canucha, entre los municipios de Ojén y Monda (Málaga). Ascenderemos al Picacho de los Castillejos (1232 m de altitud) que se encuentra sobre la cresta de roca caliza perteneciente a Sierra Canucha.

Esta sierra se encuentra justo al norte de la Sierra Blanca formando un conjunto de gran valor ecológico que hace de frontera entre la Costa del Sol y el Parque Natural de la Sierra de las Nieves. Curiosamente, Sierra Canucha y Sierra Blanca no están incluidas dentro del Parque Natural a pesar de su buen estado de conservación, pero si se incluyen en la Reserva de la Biosfera de la Sierra de las Nieves (declarada en 1995 por la UNESCO).

El Picacho de los Castillejos
 
 Cómo llegar
El inicio de nuestra ruta se encuentra en el Refugio del Juanar, en el municipio de Ojén. El hotel que hay aquí en la actualidad se construyó sobre el antiguo refugio de caza de los marqueses de Larios.
Para llegar al refugio del Juanar hay que tomar la carretera A-355 de Marbella a Ojén. Si venimos desde Marbella, dejamos el pueblo de Ojén a nuestra derecha y continuamos hasta el km. 27, donde hay un desvío a la izquierda que nos llevará al Juanar. Una vez tomado este desvío llegaremos al Juanar en 10 o 15 minutos.
Si venimos desde el municipio de Coín, encontraremos el desvío hacia el Juanar a nuestra derecha.
Hay que tener precaución en esta carretera, pues es de doble sentido y hay curvas que no dejan visibilidad.
Aparcaremos nuestro vehículo en las inmediaciones del hotel entre castaños y pinar.

La ruta
Partimos desde el hotel del refugio del Juanar (780 m) y desandamos un tramo por la carretera que hemos venido. Dentro de poco, en la ladera de nuestra izquierda, entre matorrales de lentisco, romero, matagallo y enebro, vemos el sendero que tomaremos más adelante.
Continuamos por la carretera hasta llegar a una indicación a nuestra izquierda del sendero de José Lima. Esta indicación de piedra se encuentra ahora deteriorada y la losa con el nombre está incompleta. Aquí dejamos la carretera para bajar por un sendero que luego sube por la ladera que estábamos viendo antes desde la carretera.


Vistas de la carretera de acceso y  del Refugio del Juanar desde el sendero.

 
Continuamos ascendiendo hasta llegar a un pilar rectangular con agua, la fuente del Pozuelo. A partir de aquí podemos ver como crece un bosque mixto de encinas (Quercus rotundifolia) y pino carrasco (Pinus halepensis). Poco después de dejar la fuente, llegamos al Puerto del Pozuelo (1090 m). Aquí nos desviamos a la derecha, por el sendero que atraviesa la masa de matorral hacia el Picacho de los Castillejos.
 




Foto superior: Fuente del Pozuelo.
Foto izquierda: vistas del Picacho de los Castillejos desde el Puerto del Pozuelo.









Rodearemos el Picacho por el oeste siguiendo el sendero hasta una encina de gran porte que hay al noroeste de la cumbre. En la cara norte del Picacho de los Castillejos crece un grupo de pinsapos (Abies pinsapo). Es uno de los reductos de pinsapar que quedan fuera del cercano Parque Natural de la Sierra de las Nieves







Foto superior: Encina junto al sendero.
Foto izquierda: Pinsapar en ladera norte de Sierra Canucha.

















Desde la encina nos aproximamos a la cumbre y trepamos un tramo por la roca caliza hasta llegar a la cumbre, donde tenemos unas magníficas vistas de La Sierra Blanca de Marbella, Sierra Bermeja y la Sierra de las Nieves.
Hacia el este, vemos como se continua la cresta de roca caliza de Sierra Canucha. Al fondo existen unas canteras próximas a la carretera A-355 que ciertamente afean el paisaje.

 No hay construido un vértice geodésico sobre la cumbre. Tan solo aparece marcada con un pila de piedras hecha por senderistas.
 
A continuación os dejo el siguiente vídeo con las vistas desde el Picacho de los Castillejos:


Después de alcanzar nuestro objetivo, volvemos sobre nuestros pasos hacia el Puerto del Pozuelo y continuamos ahora hacia el oeste, por un sendero bien marcado. Caminamos rodeando el Cerro del Gurupalo, donde observamos otra masa de pinsapos.
Pinsapar en Cerro del Gurpulalo y Sierra Blanca al fondo


Rodeamos el cerro hasta dejar atrás el bosque y entrar en un paisaje donde predomina el matorral. Dejamos el sendero y entramos en un carril de tierra que desciende hasta el castañar junto al Refugio del Juanar donde iniciamos nuestra ruta.

El sendero en su tramo final

Por la pista que atraviesa el castañar.


Características de la ruta
Tipo de recorrido: Circular.
Distancia: 7,5 km.
Duración: 3 horas y media
Desnivel acumulado: 525 m.
Dificultad: Media
Puntos de agua potable: Solo en la fuente del Pozuelo, pero no hay suficiente caudal para recoger agua del caño. Os recomiendo llevar vuestra propia agua.
Precauciones: Llevar calzado adecuado para caminar por el campo. Hay que prestar atención en el último tramo antes de llegar a la cumbre pues hay que trepar un poco.

Os adjunto el mapa de la ruta que he tomado de la página de Wikilog: